Tecnología

Jueves, 20 de febrero del 2020

Murió el padre del ‘copy-paste’: el mundo despide a Larry Tesler

El ingeniero informático trabajó casi dos décadas para Apple y ayudó a sentar las bases de la compañía de la manzana, pero sin duda su legado cumbre es el comando que no pasa de moda.




El ingeniero informático trabajó casi dos décadas para Apple y ayudó a sentar las bases de la compañía de la manzana, pero sin duda su legado cumbre es el comando que no pasa de moda.

 

Adiós a un héroe. El ingeniero informático Larry Tesler, creador de las famosas funciones “cortar”, “copiar” y “pegar”, que se volvieron tan cotidianas en la era actual que recibieron el nombre de “copy-paste”, murió a los 74 años. Trabajó para Apple por 17 años, entre 1980 y 1997.

Vicepresidente de Apple Net y Apple’s Advanced Technology Group, durante los años que trabajó para la manzana tuvo un papel clave en el desarrollo de icónicos productos como Lisa o Newton MessagePad. Hizo lo propio en el mundo de la informática.

Ayudó en gran parte a hacer de Apple la compañía que hoy conocemos. Nacido en New York, en 1945, estudió ingeniería informática en la Universidad de Stanford. Trabajó en el Laboratorio de Inteligencia Artificial y poco después, en los años 60 participó en demostraciones antimilitares.

También dio clases Universidad de San Francisco y, curiosamente, una de sus clases se tituló “Cómo terminar con el monopolio de IBM”. En 1970, también ayudó a fundar una comuna hippie en Oregon, antes de conseguir un puesto en las instalaciones de Xerox PARC.

Su empleador, Alan Kay, también trabajó para Apple. No obstante su legado cumbre, que seguimos usando en computadoras de escritorio, portátiles, tablets y smartphones, es la función del ‘copy-paste’.

Siendo empleado de Xerox PARC, fue uno de los pocos que pudo conocer a Steve Jobs cuando desde Apple fueron a las instalaciones a finales de 1979. Así es como Jobs se introdujo en el mundo de la interfaz gráfica de usuario, que poco a poco llegaría a los productos de Apple.

Tesler quedó sorprendido con Steve Jobs y le fascinaba particularmente su dominio en casi todo aspecto de la industria de la computación. “Podías ver cómo las ideas iban fluyendo realmente rápido en el cerebro de Steve. Podía hacer conexiones a una velocidad increíblemente alta”, narró.

 


Temas Relacionados: AppleComputaciónInformáticaSteve Jobs

También te puede interesar:

Covid 2019