Salud

Sábado, 02 de noviembre del 2013

¿Es verdad que la luna llena afecta nuestro comportamiento?

Desde hace mucho tiempo, la luna llena ha inspirado toda clase de historias sobre hombres lobo, vampiros y otras criaturas que entran en acción cuando resplandece por las noches.

¿Es verdad que la luna llena afecta nuestro comportamiento?

Desde hace mucho tiempo, la luna llena ha inspirado toda clase de historias sobre hombres lobo, vampiros y otras criaturas que entran en acción cuando resplandece por las noches.




Desde hace mucho tiempo, la luna llena ha inspirado toda clase de historias sobre hombres lobo, vampiros y otras criaturas que entran en acción cuando resplandece por las noches. Incluso, es un tema recurrente el efecto que este satélite terrestre tiene sobre nosotros.

Policías, enfermeros y doctores de salas de emergencia aseguran que hay más accidentes, incidentes violentos y admisiones psiquiátricas cuando la luna está llena, pero ¿qué puede haber de cierto en esto?

Un estudio reciente encontró que personas en un laboratorio del sueño reportaron que la calidad al dormir era 15% más baja en las noches en las que había luna llena, a pesar de que no podían ver la luz, y que se demoraron un promedio de 5 minutos más en quedarse dormidos.

Pese a que el estudio fue muy divulgado, el grupo de observado era apenas de 33 personas y hasta los autores se mostraron cautelosos para sacar conclusiones de los resultados. La combinación de resultados de varios trabajos de investigación en un metaanálisis es una forma de asegurar conclusiones con bases estadísticas más sólidas.

En 1985, en Estados Unidos, los psicólogos James Rotton e Ivan Kelly emplearon este método combinando los resultados de 37 estudios sobre los efectos del ciclo lunar, y concluyeron que éste no tenía relación con el número de ingresos psiquiátricos, asesinatos, accidentes en las carreteras, suicidios o crímenes.

Más bien, hallaron un vínculo en los estudios individuales: a menudo había otras explicaciones a los hechos, como que la Luna llena coincidía con un día festivo o un fin de semana, cuando hay más incidentes de todos modos.

Desde aquellos días se  ha llevado a cabo más estudios, pero siguen arrojando resultados mixtos. Una revisión de 20 estudios sobre la relación entre la fase de la luna y el número de personas que contemplan el suicidio concluyó que no había evidencia de un vínculo.

No obstante, cuando los médicos del Bradford Royal Infirmary en el norte de Inglaterra examinaron dos años de registros médicos, encontraron el doble de pacientes ingresados por mordeduras de perros, ratas, gatos y caballos cuando había luna llena que cuando era nueva.

Sin embargo, en la misma edición de la revista en la que apareció el estudio, se publicó otro en el que investigadores analizaron los registros de los pacientes ingresados en hospitales australianos con lesiones por mordedura de perro durante más de 12 meses.

Aquí encontraron que si tenían en cuenta el día de la semana de los incidentes, la luna llena no hacía ninguna diferencia. Pero, si la evidencia real es tan pobre, ¿cómo esta idea se arraigó tanto en primer lugar?

Hay varios factores que pueden haber contribuido a que el efecto de la luna llena sea tan creíble, como el problema de 'cajón de archivo',  que se refiere al hecho de que las revistas son más propensas a publicar estudios en los que se encontró un efecto, que aquellos en los que no.

Además, está la teoría de que la luna, al igual que afecta a las mareas, ejerce su fuerza en el agua de nuestro cuerpo. Pero la luna es más pequeña que la Tierra, por lo que su atracción gravitatoria es de menor potencia. Además, ejercería la misma fuerza independientemente de si es luna nueva o llena.

Algunos sostienen que la energía de la luna llena sólo afecta a algunas personas, de manera que no es sorprendente que los estudios que examinan su impacto en la población general no sean concluyentes.

Lo que hay que hacer, dicen, es estudiar a los individuos que aseguran que son afectados. Hasta entonces, quienes buscan evidencias serias de que la luna llena hace aflorar nuestro lado salvaje, deberán esperar.


Temas Relacionados: Estudios CientíficosLunaLuna Llena

También te puede interesar: